texto viveLibro



Muchas historias de éxito comenzaron con la autoedición,
¿por qué no das el primer paso y empiezas la tuya?

lunes, 1 de agosto de 2016

Feiny Encina, la autora de viveLibro del mes de agosto

En el mes de agosto tenemos el placer de anunciar que Feiny Encina es nuestra autora del mes. Su última obra, Las mentiras del hambre, ya está cautivando a los lectores. ¿Os apetece conocer a Feiny un poquito mejor?






viveLibro (V): Tu última obra literaria fue Cartas a papá, ¿qué podemos esperar de Las mentiras del hambre? ¿Algo parecido o totalmente distinto? 

Feiny Encima (FE): Las dos obras tienen algo en común: abordan enfermedades que están siendo vividas y sufridas en mi familia. En Cartas a papá trato de mi relación con mi padre, que tiene alzheimer, en Las mentiras del hambre la enfermedad es la anorexia, cómo se descubre, y como trascurre la vida y la lucha contra ella. Son dos libros muy personales, narro hechos que me han afectado y me afectan directamente; experiencias difíciles y a la vez desconocidas, pese a que diariamente están en los medios de comunicación.

En ambos casos utilizo la narrativa como medio de mostrarlas y compartirlas con el lector. Son historias llenas de emoción y a la vez de enorme esperanza. Sin embargo son dos libros totalmente distintos. En Cartas a papá, a través de unas cartas que escribo a mi padre, mantengo con él conversaciones y repaso nuestros recuerdos ahora que él los ha olvidado. Las mentiras del hambre es una novela más redonda y clásica, en la que cuento la historia de una niña de apenas doce años que, a causa del acoso que sufre en el colegio, se sumerge en el mundo de la anorexia; y a partir de ahí sus vivencias y experiencias y las de sus padres, la fractura que esa enfermedad produce en sus vidas; su incesante lucha por superar día a día una enfermedad invisible y apenas comprendida.

Desde los adolescentes a los más mayores encontrarán en Las mentiras del hambre una historia que les atrapará y que en modo alguno les dejará indiferentes. Entrañable, cercana, dura y real. Una historia que puede ocurrirle a cualquiera y que lamentablemente sucede mucho más a menudo de lo que pensamos. Pienso que es un libro de esos que es capaz de cambiar a quien lo lee, un libro que siempre se recuerda.  

(V): Si tuvieras que describirte como escritora en una sola frase, ¿cuál sería? 

(FE): Necesito sentir lo que escribo y comunicar lo que siento.

(V): La tarea de escribir un libro, ¿es inspiración o transpiración? ¿Cuál de las dos habilidades es más importante a la hora de construir una novela? 

(FE): Un libro se escribe con inspiración y transpiración. Yo no puedo escribir una novela sin ambas cualidades. Cuando escribo tengo que estar inspirada y que broten todas las palabras por cada poro de mi piel; pero necesito además haber “tocado” cada situación, haber visto y vivido lo que escribo.

(V): ¿Puedes contarnos alguna anécdota divertida del proceso de creación de Las mentiras del hambre? 

(FE): Sí claro. Una tarde fui a visitar a mi padre y, como otras muchas veces, me llevé el ordenado en el que estaba escribiendo Las mentiras del hambre. El libro estaba ya muy avanzado. Me senté a su lado y me puse a escribir. Unos minutos después comencé a hablar con una cuidadora cuando… vi que mi padre había estirado su brazo tocando el teclado, como imitándome. Mi padre no sólo no había conseguido escribir nada sino que de golpe había borrado más de 100 páginas. Al ver mi cara de pavor, ya que no tenía copia de seguridad ni nada parecido, mi padre se partió de risa, y al final todos nos pusimos a reír. Por cierto, afortunadamente pude recuperar todas las páginas “desaparecidas”.

(V): ¿Tienes alguna manía a la hora de escribir? 

(FE): Aunque escriba en el ordenador, necesito tener cerca un bolígrafo que me regaló mi mejor amiga Cynthia, es como un talismán. ¡Ah! por supuesto, necesito también tener una cafetera bien cargada. 

(V): ¿Qué te depara el futuro? ¿Estás trabajando en alguna novela nueva?

(FE): ¡Ojalá lo supiera! Tengo varios proyectos para mi próxima novela en los que estoy muy ilusionada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario