texto viveLibro



Muchas historias de éxito comenzaron con la autoedición,
¿por qué no das el primer paso y empiezas la tuya?

lunes, 5 de octubre de 2015

Antonio Miravalls: ‘’Algo que en principio pretendía ser una comedia se fue convirtiendo en un drama’’

El Señor Triste es la nueva novela de Antonio Miravalls, que vuelve al mundo editorial tras el éxito de La condición del tordo. El periodista nos adentra en una historia de amor que se mezcla con las mentiras, el dolor y la esperanza. Su segunda incursión en el mundo de la literatura nos deja un relato que nos muestra cómo, a pesar de todo, siempre hay un pequeño resquicio a la esperanza cuando los sentimientos afloran. Los protagonistas de estas historias cruzadas escarban para nosotros en lo más recóndito de su alma, allí donde se esconden esos secretos que les impiden vivir y morir en paz. 



viveLibro (V): Tu primera novela se relacionaba más con el amor, ¿qué te ha hecho cambiar de sentimientos? 
Antonio Miravalls (AM): Bueno, yo creo que en El Señor Triste el amor sigue siendo un tema principal, pues hay varios romances que marcan la trama. Lo que pasa es que, al final, la moraleja va en otra dirección. También ocurría en mi anterior novela, La condición del tordo, pues no era una historia de amor al uso, no terminaba como terminan habitualmente las historias de amor. 

V: ¿Qué diferencias hay entre tus dos novelas? 
AM: En mi primera novela se hablaba realmente de lo importante que es aceptarse y saber vivir con lo que se tiene para poder ser feliz. En El Señor Triste hablo de la mentira porque me parece muy interesante como alterar la realidad u ocultar cosas puede transformar nuestra vida y la de quienes nos rodean. La mentira puede tener un efecto devastador. 

V: Antonio, ¿en qué te inspiraste a la hora de escribir tu nueva novela? 
AM: Realmente en nada concreto. La historia surgió de una forma casual. Yo quería escribir una historia de amor entre un español y una geisha. Y algo que en principio pretendía ser una comedia se fue convirtiendo en un drama. 

V: ¿Cuál dirías que es el punto fuerte de la novela El Señor Triste
AM: Supongo que los personajes. Son personas diferentes, interesantes, que han sufrido de un modo u otro. Puedes llegar a conocerlos bien e, independientemente de si te identificas o no con alguno de ellos, sus reacciones son creíbles. 

V: ¿Por qué has elegido Japón como destino de huída del protagonista? 
AM: Japón es un país que me fascina. Estuve hace años y me interesa mucho su cultura. Es muy distinto a España y a la vez tenemos muchas cosas en común. Pero no quería escribir sobre un lugar que la gente pudiera reconocer, por eso me inventé una isla y un pueblecito llamado Makuro. En Japón hay muchas islas parecidas pero ésta realmente no existe, es inventada. 

V: ¿Te identificas con alguno de los personajes en la manera de actuar? 
AM: Realmente no. Ni mi vida ni mi forma de ser tienen mucho que ver con ninguno de los personajes de El Señor Triste. 

V: Ya cuentas con dos novelas en el mercado, ¿qué proyectos tienes para el futuro? 
AM: Me gustaría mucho escribir una novela de misterio. Es un género que me gusta especialmente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario